Imagínese un mundo donde ya no tendrás que recordar sus contraseñas y solo necesites utilizar tus dedos para acceder a tus cuentas de banco, redes sociales o cualquier otro servicio con total seguridad y garantía de mantener la privacidad de tus datos. Para verlo, no necesitarás viajar al futuro; Dispositivos como los de la serie FingeKey Hamster de Nitgen, disponibles desde hace algún tiempo en el mercado, vienen equipados con la última tecnología biométrica y son fáciles de instalar y utilizar para cualquier persona, con un precio al alcance de cualquier bolsillo.

FingKey Hamster I de Nitgen

Los lectores de huella dactilar de la serie Fingkey Hamster de Nitgen son uno de los periféricos ideales para mejorar la seguridad, tanto en nuestro ordenador personal de casa, como en la red informática de cualquier empresa. Adquiriendo cualquiera de los modelos de la serie conseguiremos tanto el hardware como el software necesario para montar nuestro propio sistema de identificación biométrica de altas prestaciones, gran precisión y larga durabilidad.

Lo mejor: Precio asequible; Algoritmo rápido y preciso; Tamaño reducido y fabricación robusta. Sistema de activación automática y tecnología Live Finger Detection (solo en algunos modelos); Óptica OPP06 con una dureza equivalente al cuarzo. Lo peor: El efecto de halo al tomar una huella puede producir una imagen fantasma.

Basta con conectar el dispositivo directamente a nuestro ordenador, mediante su interfaz USB 2.0, instalar el software y en unos pocos minutos, podremos reemplazar de forma segura nuestra contraseña, que es por lo general vulnerable al fraude y difícil de recordar.

Todos los modelos de la serie son “plug & play” y aunque el fabricante afirma que funcionan con cualquier distribución de Linux que lleve el Kernel 2.6, nosotros solo lo hemos probado con los diferentes sistema operativos de Microsoft, tanto en estaciones de trabajo como en servidores (Windows 2K/XP/Vista/7, Windows Server 2003/2008, o superiores)

La aplicación de seguridad eNDeSS™, que viene incluida en la caja del producto, nos permitirá configurar un control de acceso biométrico a nuestro sistema operativo (Login de Windows) de forma sencilla. Cuando no estemos delante del equipo podremos activar el protector de pantalla y podremos desactivarlo utilizando nuestra huella dactilar, aunque esta no es la única forma, existe una combinación de tecla que nos permitirá usar el sistema tradicional de usuario y contraseñas. También podremos proteger nuestros archivos y directorios con un sistema de encriptación que tiene en cuenta el patrón biométrico de nuestras huellas dactilares. La aplicación es completamente configurable y podemos gestionar varios usuarios con privilegios para trabajar en nuestro ordenador. También mantiene un listado de eventos donde podremos consultar el histórico de accesos permitidos e intentos ilegales.

Dentro de la serie destacan los modelos II y III que disponen de activación automática (Auto-on) y de tecnología Live Finger Detection (LFD) que es capaz de distinguir dedos falsos de silicona.

Live Finger Detection (LFD)

Conjuntamente con la introducción de los sistemas de reconocimiento biométrico en aplicaciones de autenticación para dispositivos electrónicos y control de acceso, han proliferado tambien las técnicas que emplean los atacantes para intentar vulnerar la seguridad de los mismos. Entre las técnicas mas conocidas, están utilizar huellas falsas fabricadas de goma o siliconas especiales, aprovechar una huella latente en el cristal del escaner óptico, o incluso una imagen impresa de la huella que se pretende suplantar.

Pero, para evitar los ataques de este tipo, los fabricantes han desarrollando diversas técnicas de detección de vida para evitar que se empleen dedos sintéticos o de fallecidos para obtener una identificación fraudulenta en un sistema de reconocimiento biométrico de huella dactilar.

Existen una gran variedad de métodos para ayudar a la detección de vida, algunos de ellos bastante extendidos en los sistemas de reconocimiento dactilar de hoy en día. Algunos de estos son: El uso de ultrasonidos para obtener información de las capas internas de la piel o incluso del flujo sanguíneo; Análisis de la presión del dedo sobre la superficie del escáner, determinando la elasticidad de la piel (Aunque es posible encontrar materiales cuyas propiedades elásticas sean similares a las de la piel); Medir la conductividad o la impedancia de la piel (Aún no se han logrado resultados fiables aún con esta técnica); Medir el electrocardiograma, cuyos resultados son más fiables (aunque es posible crear huellas de silicona muy finas que, adosadas a un dedo real, provoquen que se detecte el pulso en el dedo del atacante); Medir la transluminancia del dedo, detectando la luz que atraviesa el dedo o la reflexión de la luz en el dedo mediante un emisor y un receptor luminoso; Medir la cantidad de oxígeno en sangre (Oximetría); uso de imágenes infrarrojas para analizar la temperatura.

 

Aunque todos los modelos están equipados con el mismo sensor óptico OPP06, un sensor de alta calidad y que no requiere de mantenimiento. Este sensor biométrico desarrollado por el propio Nitgen, consta de un diseño óptico único, con una distorsión de imagen casi nula, podemos conseguir imágenes muy precisas de hasta 500 DPI de resolución. De este modo, se puede identificar claramente cualquier huella, de forma rápida y segura. Además estos sensores cuentan con el algoritmo de autenticación patentado de Nitgen, que se caracteriza por ser bastante rápido y muy preciso.

En el diseño de estos dispositivos, el fabricante, se ha esmerado por utilizar una tecnología de reconocimiento de huella dactilar verdaderamente optimizada y ha conseguido un lector compacto y muy robusto, capaz de soportar posibles impactos físicos externos, factores ambientales y corrientes estáticas. Si no lo crees, puedes ver este video en Youtube en el que nuestros amigos de Kimaldi someten a prueba un Fingkey Hamster I.

Si eres programador o una empresa de desarrollo de software, puedes adquirir el Kit de Desarrollo de Software (SDK). Con un poco de trabajo, siguiendo la documentación suministrada por el fabricante, conseguirás integrar los dispositivos en tus propias aplicaciones. (El SDK está disponible en Java para entornos Linux y Windows.)

Desde mi punto de vista, son dispositivos bastante versátiles, se pueden utilizar en distintos sectores y aplicaciones como por ejemplo el acceso seguro a nuestro ordenador personal y a redes corporativas, seguridad en aplicaciones bancarias y sistemas financieros, sistemas de información y gestión hospitalaria, terminales de puntos de venta, y otros muchos campos donde la seguridad puede ser mejorada sustituyendo las contraseñas, tarjetas o códigos PIN por nuestra huella dactilar.

Acerca de Nitgen & Company., Ltd.

Nitgen es líder mundial en tecnología y aplicaciones biométricas, focalizado en soluciones de reconocimiento de huella dactilar. Desarrolla y ofrece, soluciones de autenticación biométrica, que no hubieran sido posibles sin las tecnologías biométricas aplicadas en su algoritmo de matching, su sensor de huella óptico y las aplicaciones de hardware e integración de software en las que ha trabajado. Nitgen ha desarrollado sensores de reconocimiento de huella desde 1999 y, en la actualidad, es capaz de facturar 1.000.000 de unidades al año. Los principales productos Nitgen incluyen productos de aplicaciones de hardware tales como cerraduras con lector de huella dactilar, sistemas de control de acceso y diferentes tipos de SDK para el desarrollo de software. Cumple con las normativas ISO9001 e ISO14001; Y la calidad de sus productos está ampliamente reconocida por numerosos premios internacionales y galardones a su tecnología biométrica.

* Nitgen obtuvo el primer puesto en la Fingerprint Verification Competition (FVC) en el año 2011. Para más información puede ir a la página del fabricante Nitgen & Company.